viernes , enero 18 2019

Niño cae a profundo pozo de agua y no hay noticias de él

El operativo de rescate, con espeleólogos y cámaras, sigue sin noticias del menor de 2 años de edad que cayó al interior de un pozo de gran profundidad en el municipio malagueño de Totalán, España, cuando a primera hora de la tarde de este domingo pasaba una jornada de campo con su familia.

Según han confirmado desde la Subdelegación del Gobierno y el servicio coordinado de emergencias 112, el pequeño se precipitó por el hueco de una antigua prospección de agua, de entre 25 y 30 centímetros de diámetro, que está dificultando las tareas de rescate dado que esas dimensiones impiden el acceso de ningún adulto. 

Rescate de alta dificultad

El pozo tendría además una profundidad de entre 100 y 150 metros, y tras varias horas de angustioso dispositivo de rescate, aún no hay noticias del pequeño. “Esto va para largo, queda una larga noche”, aseguró un portavoz de la Guardia Civil, confirmando que la búsqueda continuará hasta que aparezca el pequeño.

¿Cómo pasó?

El pequeño se encontraba con sus familiares pasando un día den el campo cuando el suelo se lo tragó. Los padres dieron la voz de alarma, y hasta el lugar se acercaron varias dotaciones de la Guardia Civil, como el Equipo de Rescate e Intervención en Montaña (Ereim), de la unidad de espeleología y del Grupo de Especialidades Subacuáticas (GEAS), así como integrantes del Consorcio Provincial de Bomberos, del Cuerpo Nacional de Policía y la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES). 

Los efectivos han comprobado que se trataba de una perforación de búsqueda de agua que, al parecer, no se encontraba vallada ni protegida de ninguna manera, y que su profundidad sería superior a los 100 metros.

Información: elperiodico.com (España).